El Gobierno aprueba el decreto que facilita el cambio de sede para agilizar las salidas de empresas de Cataluña

El Ejecutivo cambia la ley para que la decisión se pueda adoptar sin contar con el visto bueno de la junta de accionistas

07.10.2017 | 12:32 | Economía

El Consejo de Ministros ha aprobado este viernes un real decreto ley por el que las empresas podrán decidir cambiar su domicilio social sin necesidad de contar con el visto bueno de la junta de accionistas, lo que facilitará la salida de Cataluña de las empresas que así lo decidan.

Según ha informado este viernes el Ministerio de Economía en un comunicado, este nuevo procedimiento se aplicará a todas las empresas salvo aquellas cuyos estatutos incluyan una "mención expresa" por la que el consejo de administración no pueda ser competente para el cambio de sede.

De acuerdo a una disposición transitoria del real decreto ley, existe esa mención cuando, tras la aprobación de la normativa, se cambien los estatutos para declarar "expresamente" que "el consejo no ostenta la competencia para cambiar el domicilio social", ha explicado el ministro de Economía, Luis de Guindos.

Este real decreto ley de medidas urgentes en materia de movilidad de los operadores económicos dentro del territorio nacional conlleva la agilización de los traslados, lo que llega en un momento en que numerosas empresas con sede en Cataluña han decidido o se están planteando cambiar su domicilio ante la deriva secesionista y la situación de inestabilidad.

De Guindos ha explicado que esta medida responde a la "petición" de "una serie de instancias empresariales", según su Ministerio "ante las dificultades surgidas para el normal desarrollo de su actividad en una parte del territorio nacional", en clara referencia a Cataluña.

Además, Economía justifica la "extraordinaria y urgente necesidad" de la medida para garantizar el principio de libertad de empresa y la prohibición de adoptar medidas que obstaculicen la libertad de establecimiento de los operadores económicos.

"La decisión sigue siendo de la empresa", ha insistido el ministro, que ha añadido que esta modificación normativa ha sido "comentada" con otros grupos parlamentarios, en particular PSOE y Ciudadanos.

El Ejecutivo ya modificó la normativa en 2015 -también a instancias de grupos empresariales, según ha indicado De Guindos- para que los órganos de administración de las empresas pudieran decidir el cambio de domicilio salvo que sus estatutos exigieran el visto bueno de la junta de accionistas.

Banco Sabadell, que no recoge el paso por la junta en sus estatutos, acordó ayer cambiar su domicilio a Alicante y la normativa aprobada ha facilitado una decisión similar de CaixaBank, que ha decidido trasladar su sede social de Barcelona a Valencia.

CaixaBank cambia su sede de Barcelona a Valencia. Vídeo: Agencia ATLAS/Foto: EFE

Economía

La fuga de empresas abre la primera fractura en el independentismo

El traslado fuera de Cataluña de las sedes sociales de grandes empresas como CaixaBank, Banco Sabadell o Gas Natural causa inquietud en un sector del soberanismo y aflora las primeras voces que piden desacelerar el proceso y poner en marcha nuevos intentos de diálogo con el Gobierno

Gráfico: Mapa de deslocalización de sedes de empresas de Cataluña

La incertidumbre ante una declaración de independencia está llevando a empresas catalanas a cambiar su sede social

CaixaBank traslada su sede social a Valencia; y a Palma, la Fundación y Criteria

La entidad bancaria sigue los pasos del Sabadell y de otras empresas radicadas en Cataluña que cambian su sede ante la posibilidad de que el Parlament declare la independencia - Para ello se ha amparado en el decreto del Gobierno que elimina el requisito de someter un traslado de este tipo a la junta de accionistas

Banco Mediolanum traslada su sede de Barcelona a València

La junta de accionistas adopta la medida para mantener la normalidad y asegurarse ´un marco estable´

Gas Natural acuerda el traslado de su sede social desde Barcelona a Madrid

La energética explica que adopta esta medida para ´proteger los intereses de la compañía, de sus clientes, empleados, accionistas, acreedores y proveedores´

El FMI alerta del riesgo para la economía española de la crisis catalana

El fondo destaca las ´fuertes perspectivas´ positivas del país, pero avisa de las amenazas a la inversión